04/06/2018
EN PLENA EJECUCIÓN SE ENCUENTRA EL PROGRAMA REDES DE TUTORÍAS QUE IMPARTE LA FUNDACIÓN 2020 EN TRES COLEGIOS DE LA CORPORACIÓN MUNICIPAL DE PANGUIPULLI

04/05/2018
El Área Educación de la Corporación Municipal de Panguipulli logró que la Fundación 2020 aplique el Programa Redes de Tutoría en el Complejo Educacional Tierra de Esperanza de Neltume y en las escuelas urbanas Manuel Anabalón Sáez y María Alvarado Garay.

El programa dura  18 meses en su etapa inicial, y la apuesta del sostenedor es mejorar el interés de los niños por aprender junto a sus profesores en forma simultánea.

Redes de Tutorías nació en México y ya han sido 30.000 las escuelas que han formado parte de esta innovadora estrategia en ese país. Es tan potente su impacto en los alumnos que incluso cuenta con el respaldo de la Universidad de Harvard y la Unicef.

Claudia Silva Frías, Subdirección del Centro de Liderazgo Educativo de la Fundación 2020 en las regiones de La Araucanía y Los Ríos.

En entrevista de El Diario Panguipulli.cl, la profesional a cargo de la Subdirección del Centro de Liderazgo Educativo de la Fundación 2020 en las regiones de La Araucanía y Los Ríos, Claudia Silva Frías, manifestó que “ha sido la primera reunión de trabajo que hemos sostenido y desde aquí a 18 meses vamos a estar acompañando la implementación de redes de tutorías en tres colegios de la Corporación Municipal de Panguipulli. Lo que esperamos es que cada comunidad educativa incorpore las estrategias de Redes de Tutorías como una estrategia de innovación pedagógica para ser utilizada en las salas de clases, que los profesores y que los estudiantes se transformen en tutores y que luego de 18 meses cada una de las comunidades educativas se adueñen de los procesos y que los aplique en los distintos cursos”.

“Esta es una metodología mexicana de hace doce años atrás, en Chile comenzamos el año 2015 a aplicarla en siete liceos técnicos profesionales en la Región de La Araucanía y hoy se ejecuta en cuarenta y dos establecimientos educacionales en distintas regiones de Chile, en un proceso que estamos acompañando como Fundación 2020  en la Región Metropolitana, en Los Ríos, La Araucanía y escuelas en Santa Olga, en Antofagasta y también hemos acompañado a escuelas en Colombia”, afirmó la profesional.

Claudia Silva Frías agrega que “Redes de Tutoría es una estrategia que impacta en diferentes áreas del desarrollo de los estudiantes. El primer impacto que se nota es el mejoramiento de la autoestima académica, en los niños renace la motivación y el interés por estudiar. Los niños en 4º y 5º Año Básico dicen que ellos no son buenos para aprender, que no tienen capacidades de aprendizaje, pero  con el acompañamiento se van transformando y comprenden que es entretenido el aprender, y de ahí su proyecto de vida personal comienza a cambiar. Luego eso impacta en la asistencia a clases, en el interés por escuchar al profesor, ocurre un proceso de empatía entre los niños y sus profesores, mejora la relación de los propios estudiantes dentro de la sala de clases. Eso conlleva a un mejoramiento en las notas y luego se ven los resultados académicos estandarizados”.

“Nosotros como parte del acompañamiento aplicamos la prueba SEPA, que es el Sistema de Evaluación de Progreso del Aprendizaje que aplica la Universidad Católica a nivel nacional, y ya en un año de trabajo se puede medir el impacto inmediato. Pero las expectativas y los resultados que han tenido los niños mexicanos, que llevan mucho más tiempo trabajando la metodología, a los tres años ya se notan los crecimientos en los resultados de las pruebas estandarizadas, que no es el foco de la estrategia. Ahora, entendemos que una prueba de ese nivel es un reflejo de cómo están aprendiendo los niños. Entonces pasan muchas cosas con Redes de Tutoría, son positivas y buenas para la vida de los estudiantes, pero también de los profesores. Eso es lo que esperamos que pase acá con estas tres escuelas de Panguipulli”, puntualizó.

A los padres y apoderados, Claudia Reyes les señala que “la primera ganancia es que los niños vuelven a la naturaleza del aprendizaje. Nuestra naturaleza como humanos es disfrutar aprendiendo. Vean a un pequeño niño de seis meses o un año de edad, ellos todo el día están mirando, aprendiendo, descubriendo. En un estudiante la curiosidad se comienza a apagar cuando ingresa al sistema, ya en 4º Año Básico un niño no tiene ganas de venir a la escuela. Los papás han escuchado en sus hijos las expresiones de no querer ir al colegio. Con estos acompañamientos los niños vuelven a tomar la motivación por estudiar y las perspectivas de desarrollo en los niños se amplían. No conozco a un papá o mamá que no quiera que su hijo tenga altas proyecciones en la vida, que tenga esa capacidad para aprender”, aseguró la profesional.

Profesor Eduardo Amolef Delgado, Asesor Técnico del Área Educación de la Corporación Municipal de Panguipulli.

Por su parte el Profesor Eduardo Amolef Delgado, Asesor Técnico del Área Educación de la Corporación Municipal de Panguipulli, afirmó que “cuando vimos el impacto que tuvo la Red de Tutorías de la Fundación 2020 en las escuelas de La Araucanía nos dimos cuenta que la motivación por los aprendizajes en los estudiantes se dio en los alumnos en el deseo por aprender. Entonces, existiendo en nuestras escuelas la similitud en ámbitos de vulnerabilidad, calidad de profesores, misma calidad de alumnos, ¿por qué no intentarlo en Panguipulli? Mejorar los indicadores, la motivación, eso significa mejorar los aprendizajes, o sea, el alumno se va desarrollar en forma más integral para poder ir avanzando en el sistema escolar. Esa es la apuesta en el Complejo Educacional Tierra de Esperanza de Neltume, junto a las escuelas Manuel Anabalón Sáez y María Alvarado Garay, con una cobertura de ciento cincuenta estudiantes. Por ejemplo; la Directora Patricia Mora definió que los quintos básicos serán los cursos que tendrán acceso a la Red de Tutorías”.

“Este es un proceso de innovación donde los alumnos aprenderán a cómo enseñar, con esa metodología se aprende más y de mejor forma, se desarrolla la capacidad de información como la de análisis crítico, se desarrollan emocionalmente. Ya no tan solo les interesa estar frente al computador o al teléfono, la escuela va a servir para el desarrollo de aprendizajes de calidad y eso se hace a través de los programas, de los profesores y el ambiente escolar”, dijo Amolef.

El directivo de la Cormupa señaló que “las mamás y papás de los niños deben saber que Red de Tutorías es una de las innovaciones más importantes en la última década en Chile, incluso se podría dar el caso que el próximo año se pueda a dar en el nivel de la educación pública. La Fundación 2020 ha buscado los mecanismos para lograr que los estudiantes se motiven, por lo tanto la Corporación Municipal de Panguipulli ha realizado el esfuerzo técnico y económico para que los recursos, medios y profesionales estén a disposición para que los profesores desarrollen mejores aprendizajes”.

Por último, Eduardo Amolef  aseguró que “un alumno que se comprometa a aprender con la Red de Tutorías será un niño más destacado, comprometido y con mejores resultados en este esfuerzo que estamos haciendo, donde los padres tienen que vincularse. Va a llegar el momento en que una familia podrá ver en acción a sus hijos en el festival de alumnos tutores y se sorprenderá con los cambios que demuestran sus hijos”, concluyó.

<<<Volver